Lecciones laborales de tu mejor líder: ¡tu madre!

por | 04/05/2017

Todos, absolutamente todos, podemos ser los mejores en el trabajo. Es una cuestión de actitud, constancia y esfuerzo en mejorar, porque todos podemos progresar y ser un trabajador exitoso. Pero… ¿Cómo conseguirlo? ¿Qué pasos seguir? ¿A quién acudo?

Como para todo, cómo no, a nuestra madre. Sí, incluso en esta ocasión. Sí, incluso sabiendo que sus conocimientos en informática son escasos. Sí, sin ni siquiera sabiendo qué es LinkedIn. Ellas siempre saben y sabrán dar los mejores consejos para todo.

Con la finalidad de convertirte en un trabajador de éxito, Turijobs (¡con la inestimable ayuda de tooodas las madres!) te da las mejores lecciones que influirán en tu crecimiento. ¡Vamos a ello!

Lección nº1: Ordena tus ideas

Lo de “ordena tu habitación” se convierte en “ordena tus ideas”. Si hay algo de lo que las madres son expertas es en el orden, así que hazles caso. Ordena cuáles son tus objetivos laborales, los métodos que vas a utilizar para conseguirlos y tus capacidades. ¿Qué quieres lograr en tu trabajo en el futuro? No obstante, acuérdate también del sentido literal de la palabra y mantén una rutina de organización en tus archivos ¡para evitar una pérdida de tiempo innecesaria!

Lección nº2: Compórtate correctamente

El antiguo “mientras estés bajo mi techo, harás lo que yo te diga” se convierte en “compórtate correctamente en el trabajo”. Para llegar a cualquier propósito, aplica la disciplina. Mantén una actitud proactiva y conviértete en una persona organizada y responsable. Como buen profesional, no esperes a que te indiquen qué proyectos tratar, ¡proponlos tú! Se perseverante, ¡y no tires la toalla a la primera!

Lección nº3: No dejes de formarte

El “¡ponte a estudiar!” nunca debe pasar de moda. Fórmate, fórmate y fórmate. Amplia tus conocimientos y aprende las nuevas herramientas, procedimientos o novedades que salen a diario en tu sector. Formarte es algo que deberás hacer siempre para no quedarte atrás como profesional. Recuérdalo siempre ¡y que no te lo tenga que repetir tu madre!

Lección nº4: Relaciónate con quién te conviene

“¿Con quién vas?” se convierte en el actual “newtworking”. No limites tu red de contactos a la gente de tu empresa. Optimiza tus redes sociales y mantente en contacto con gente de tu mismo sector. ¡Nunca sabes qué contacto puede ayudarte a prosperar como profesional!

Lección nº5: Gestiona las críticas

La admiración de las madres con su “eres el/la más listo/a del mundo” se ha convertido ahora en críticas en el trabajo y situaciones de estrés. El truco está en saber relativizar, en restar importancia a las situaciones incómodas. Sin embargo, si somos capaces de escuchar lo que los demás tienen que decir de nosotros, por mucho que no nos guste lo que vamos a oír, no solo no saldremos perjudicados, sino reforzados.

Y añadimos una última lección: Deja de leer, descuelga el teléfono, llama a tu madre y simplemente dile “Mamá, te quiero”.

¡Feliz día de la madre!

 

Share on Facebook14Tweet about this on TwitterShare on Google+1Share on LinkedIn13Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *